Pensar es más interesante que saber, pero menos interesante que mirar.
Johann Wolfgang Goethe

jueves, 17 de noviembre de 2011

Manual de Participación Ciudadana - Felipe Alatorre y Marcos Villa


El presente manual tiene como objetivo apoyar la participación de las y los ciudadanos en los asuntos públicos, a través de la difusión y la exploración de posibilidades de uso de la Ley de Participación Ciudadana para el estado de Jalisco y de otros marcos legales útiles para el trabajo cotidiano de las organizaciones sociales. Con ello se busca que todas aquellas personas interesadas en mejorar las condiciones de vida de sus comunidades dispongan de mayores herramientas para alcanzar sus propósitos y que ello se traduzca en un mayor impacto de sus acciones.

Se publicó en 2006 como parte de un proyecto de Co-inversión Social de INDESOL realizado por el CIFS - ITESO



miércoles, 16 de noviembre de 2011

Voces de la Sociedad Civil 02 - ECIAS

Comparto segunda publicación de un espacio de diversas asociaciones civiles del estado de Jalisco en el año de 2006


Voces de la Sociedad Civil 01 - ECIAS

Comparto primer publicación de un espacio de diversas asociaciones civiles del estado de Jalisco en el año de 2006


lunes, 14 de noviembre de 2011

Confusión Presidencial - Ernesto Camou Healy

EL IMPARCIAL, 
Hermosillo, Sonora, 
Nov. 12 

Esta semana la organización Human Rights Watch, que vigila lo que tiene que ver con los derechos humanos en varias partes del mundo, entregó un informe sobre los muchos problemas que afectan a la población mexicana, sobre todo a raíz de que el gobierno de Calderón declaró una guerra, ahora negada y desmentida, en contra del narcotráfico.

Human Rights documentó los abusos que se han cometido, y que se siguen cometiendo, en cinco estados de la república particularmente afectados por esta confrontación singular. Fue tan contundente el escrito que pareció necesario una mesurada defensa de parte del gobierno de Calderón, y una declaración del mismo ejecutivo en la que pareció, al menos, confundido y con muy poco rigor jurídico.

En respuesta a Human Rights Watch, el subsecretario de Gobernación, Felipe de Jesús Zamora (que falleció ayer junto con el Secretario de Gobernación), afirmó que en el país se garantizan los derechos humanos de todas las personas y que cualquier autoridad que los viola es puesta a disposición de la justicia y resaltó que el combate a la criminalidad es, precisamente, "para restablecer el Estado de derecho que garantiza las garantías y libertades de todos". Y, aseveró, que "en el gobierno federal y en el Estado mexicano hemos asumido un compromiso sin precedentes en materia de derechos humanos". Santo y bueno, pero ahora es el ejecutivo el que declaró que "La principal amenaza para los derechos humanos de los mexicanos son los criminales. Son ellos quienes mediante la comisión de delitos agraviantes, como homicidio, el secuestro y la extorsión violan de manera sistemática las garantías fundamentales", dijo Calderón en un comunicado, difundido por la presidencia.

 Lo que preocupa del dicho presidencial es la confusión que parece mostrar: no es lo mismo hablar de actos criminales, que de violación a los derechos humanos. Los asesinos, sicarios y malhechores cometen actos delictivos en contra de la población. Ahí no hay duda: es gente que perjudica con su actuar a los ciudadanos, y atenta en contra de su vida, patrimonio y seguridad; también en contra de su libertad y facultad de gozar de una vida plena y feliz. De eso no hay duda.

 Pero lo que don Felipe no parece entender, o no desea aceptar, es que la política de derechos humanos se refiere exclusivamente a la protección de ciudadanos contra la acción abusiva de las autoridades. Se trata de evitar que los funcionarios de todos los niveles, que detentan un cierto poder para ejercer su responsabilidad, no lo use en perjuicio de la población. O sea que la insistencia en la defensa de los derechos humanos es, precisamente, para evitar que los oficiales ejerzan actos de corrupción contra cualquier persona que tenga la mala suerte de atravesárseles cuando opten por saltarse la ley y dañen a la ciudadanía.

 El equívoco presidencial es muy grave pues endilga a los criminales comunes la violación de los derechos humanos, con lo que niega en la práctica la perspectiva particular sobre ellos, lo equipara al delito común, y diluye su aspecto fundamental: vigilar el abuso de poder por parte de quienes deben respetar la ley, y hacerla cumplir.

 Parece hacerse eco del reclamo de algunos extremistas que afirman que los derechos humanos protegen a los criminales, contra la tortura, la extorsión y la fabricación de delitos, por lo general antes de una sentencia apegada a la ley. De acuerdo con esta especie los protectores de derechos humanos se convierten, casi, en cómplices porque defienden a los delincuentes. Sí amparan, pero para vigilar que se aplique la ley, y que no hostigue a inocentes, que no ejerzan su poder para robar, “morder”, extorsionar o despojar a la población.

 Decir que quienes violan los derechos humanos son los sicarios y criminales, es contradecir la necesaria misión de velar que los funcionarios no abusen de su autoridad; es, también, degradar una encomienda que resulta necesaria todavía. Que lo haga un presidente, abogado y político en teoría preparado, denota gran ignorancia, confusión o mala voluntad. En cualquier caso, por lo menos, es una gran irresponsabilidad del mandatario…

Misiones Jesuitas - Diciembre 2011 . México


El mensaje de Michoacán - Raymundo Riva Palacio

14 de noviembre de 2011 
Fuente: Eje Central 

 Todo el proceso electoral en Michoacán es lo que no queríamos que fuera y fue, lo que no queríamos que sucediera y pasó, lo que esperábamos que desapareciera y regresó con toda fuerza. Toneladas de dinero llegaron a Michoacán de gobiernos en los tres niveles para las campañas, y mientras se expresaban en compra de votos, spots, espectaculares, apoyos sociales y movilización de operadores para cambiar lealtades, quienes no eran persuadidos recibían miedo como regalo.

 La ejecución del alcalde de La Piedad fue el caso de mayor impacto en el rubro de los asesinatos insertos un contexto político. No se sabe quién lo mandó matar, pero aún cuando lo asesinaron de un tiro –un modus operandi ajeno a los narcos-, los políticos lo ubicaron en el tomo de la delincuencia organizada. En La Piedad, para añadir terror a ese municipio panista, se publicó un desplegado en un periódico donde presuntos narcotraficantes advierten a la población que este domingo no usaran nada que los identificara como panistas, porque los asesinarían.

 El miedo inhibe el voto, para nadie es secreto, y también ahuyenta electores la presencia del Ejército y la Policía Federal, que incrementó sus patrullajes en Michoacán en las últimas semanas. Los partidos se cruzan acusaciones de intimidaciones, pero nadie puede declararse inocente, por comisión o porque fuerzas descontroladas que ven en ellos garantías de sobrevivencia decidieron actuar por su cuenta para lograr el objetivo. En cualquier caso, si existió esa variable perniciosa porque en lugar de rechazarla, le abrieron la puerta con la permisividad que tuvieron.

 Jugar con miedo es jugar con fuego: se puede saber cómo y cuándo se inicia, pero no cuándo y cómo terminará. Con más del 50% de los municipios del país tocados por la violencia, la violencia como variable electoral es una irresponsabilidad. Pero ¿a quién responsabilizar de ella? En la experiencia michoacana, a nadie en particular y a todos en general.

 En este espacio se reportó la semana pasada cómo a varios operadores del PRI se les acercaron criminales y los amenazaron: tenían seis horas para irse, o sufrirían consecuencias. ¿Cómo sabían el trabajo que realizaban? ¿Cómo sabían quiénes eran ellos? A ninguno de los que reportó ese tipo de incidentes lo confundieron con policía federal -el enemigo a muerte de los cárteles locales- o con otro cuerpo de seguridad federal. Sabían, por lo que revelaron los operadores, que hacían trabajo político y les mutilaron la misión. La pregunta es, si fueron realmente criminales quienes lanzaron la amenaza, ¿a quién responden esos criminales? O quizás mejor dicho, ¿quiénes son esos criminales que operan en Michoacán?

 En las cúpulas del PRI pensaban que si el narcotráfico quisiera tomar una postura electoral, lo haría contra el PAN y el presidente Felipe Calderón, por golpearlos sistemáticamente. Sería el caso de La Piedad, aunque la duda es porqué sólo lo harían ahí, que no forma parte de los seis municipios donde por densidad electoral se decidió las elección en Michoacán, y no en los otros donde sí harían la diferencia. ¿No será que atrás de la justificación del narcotráfico lo que se mueve tiene olor a política y no droga?

 Después de todo, la lucha política se intensificó en las dos últimas semanas previas a la elección con las herramientas más heterodoxas. El líder del PRI, Humberto Moreira, recibió un informe que el PAN había comprado a 180 mil perredistas en los días previos, y reportes de prensa señalaron que el voto este domingo se cotizaba entre dos mil y tres mil pesos. Al mismo tiempo, negociaciones entre el PRI y el gobernador Leonel Godoy, concluyeron en un apoyo perredista al candidato tricolor.

 Michoacán no se convirtió en el ideal de lo que un ciudadano podría haber aspirado para una elección con condiciones sociopolíticas tan adversas. Se erigió como un modelo para maximizar las inestabilidad en beneficio particular. El que no se haya desbordado el proceso no se debe a la falta de políticos que presionaran para ese fin –quizás inopinadamente-, y menos aún que este modelo de múltiple conflicto exacerbado, no sea lo suficientemente seductor para que se aplique, como si fuera manual, en 2012.

 rrivapalacio@ejecentral.com.mx

 twitter: @rivapa

domingo, 13 de noviembre de 2011

Valentina Rosendo Cantu en Marie Claire

Comparto correo que envió Cristina Hardaga de Tlachinollan sobre aparición de Valentina en Marie Claire.

 ___________________

Estimados/as compañeros/as:

El día de ayer nos informaron que la revista Marie Claire edición de noviembre, en el marco del 50 aniversario de Amnistía Internacional ha dedicado un reportaje sobre las historia de 50 de las mujeres más valientes en el mundo, en la cual han incluido a Valentina Rosendo, como un ejemplo de lucha a pesar de los riesgos que ha enfrentado para denunciar la violación sexual y tortura cometida en su contra por elementos del Ejército Mexicano, junto con su compañera Inés Fernández.
Esperamos que sea de su agrado.

Seguimos,

 --
 Cristina Hardaga Fernández.
Coordinadora del Área Internacional Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan Marie Claire - Valentina Cantú

Aprueban elección por usos y costumbres en Cherán



Aprueban elección por usos y costumbres en Cherán El miércoles 2 de noviembre el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación aprobó que Cherán, municipio indígena purépecha, elija su gobierno por usos y costumbres. Una noticia importante el país, pues Cherán es el primer municipio que logra desactivar el crimen organizado en México. Los cuatro barrios en que se divide el poblado de Cherán han elegido en sus respectivas asambleas a 3 personas para integrar el Consejo Mayor, el cual estará compuesto por 12 personas y será la máxima autoridad de este municipio.

 Este domingo 13 de noviembre, mientras se realizan las elecciones en el Estado de Michoacán para elegir a sus presidentes municipales, diputados y gobernador, Cherán tendrá un festival con música purépecha para que el pueblo tome protesta al Consejo Mayor. Cabe mencionar que el Instituto Electoral del Estado pidió permiso para colocar urnas para la elección de diputados y gobernador, pero la comunidad no aceptó su instalación con el argumento de que la gente se iba a dividir.

 Desde el viernes de dolores de este año la comunidad de Cherán decidió organizarse para poner un alto a quienes talaban de manera ilegal los bosques comunales y quienes empezaban a quitar la paz de la comunidad extorsionando a las familias. Esto lo hicieron colocando fogatas, imágenes y fogones en cada esquina, juntándose todas las noches a rezar y cenar juntos. Son 200 espacios de integración comunitaria que se han convertido en escuelas de esperanza, reconciliación y vida comunitaria. También instalaron barricadas en las cuatro entradas del pueblo para impedir que ingrese todo aquello que genera división en la comunidad.

 Lo que no se permite ingresar a Cherán es todo aquello que, a juicio de la comunidad indígena, es motivo de división. En primer lugar prohibieron la propaganda de los partidos políticos, no dejaron que el único candidato del municipio hiciera proselitismo. Se prohibieron los vidrios polarizados y todo tipo de armas, algo significativo, pues quienes se dedican a extorsionar son el tipo de camionetas que utilizan y quienes más necesitan de las armas. Se prohibió la caza de animales y la tala de árboles, una estrategia para defender la naturaleza que le pertenece a Dios y a la comunidad. Se prohibió ingresar bebidas alcohólicas y sustancias nocivas para la salud, manejar en estado de ebriedad y manejar a alta velocidad.

 Los habitantes de Cherán concluyeron que los partidos políticos, extorsionistas, taladores de árboles, alcohol y drogas, son los principales causantes de la división comunitaria. Y también concluyeron que el comer y rezar juntos en la calle, y el regirse por asambleas comunitarias, es el principal modo de unirse para hacer frente a los protagonistas de la división en el pueblo. Es interesante que este pueblo indígena esté poniendo las pautas al país para hacer frente a la violencia. La clave de una cultura de paz está en la activación de espacios donde se restituya el tejido social tan desagarrado por el individualismo, la competencia o el miedo.

 A finales del mes de octubre tuve la oportunidad de estar en Cherán, junto con la Hna. Tere Santillán, religiosa javeriana, Jasibe Ramírez, de la Parroquia de San Judas y Pedro Azpitarte, jesuita de España, para realizar la bendición de las imágenes de los altares colocados en las calles. Ahí me quedó claro que Cherán es un pueblo creyente, como lo son aún muchos pueblos de México, y que sus raíces indígenas los han llevado a integrar muy bien su fe y su vida. Sus miradas, sus oraciones y la devoción con que arreglaron sus altares, muestran que el saberse acompañados por Dios le da una fuerza tal que les hizo organizarse para desactivar el crimen organizado aún arriesgando su vida.

 En este viaje a Cherán también colocamos imágenes de San Ignacio en las cuatro barricadas del pueblo. Recordando la tradición de las cédulas de San Ignacio "Di al demonio no entres" bendecimos las imágenes pidiendo su intercesión para que ayude a detener el mal que divide a esta comunidad. Explicamos quién fue San Ignacio y su propuesta del discernimiento de espíritu para enfrentar al mal de raíz. Animamos a esta comunidad a seguir su proceso de conversión para centrar nuevamente la vida en Dios y en todo aquello que nos acerca más a Él, como son los banquetes y la oración.

 Nuestro enlace en Cherán, Rafael Vicente Durán, nos compartió que fue elegido como representante de su fogata. Y nos dice que el gobierno de Cherán quedará integrado con los siguientes consejos: gobierno municipal, gobierno de lo civil, gobierno de los bienes comunales, gobierno de procuración, vigilancia y mediación de justicia, gobierno de los programas sociales, económicos y culturales. Quien vigilará a todos es el consejo de gobierno comunitario. Todo esto se somete a la asamblea general, que es todo el pueblo.

 Jorge Atilano González Candia sj